noviembre 17, 2021 In Blog

Nombramiento y cese de administrador. La problemática de las mayorías.

La sociedad “X” tiene cuatro socios. Dos de ellos – A y B – tienen el 46% cada uno y los otros dos – C y D – un 4% (más o menos). El administrador único es A. Los socios se pelean y B, C y D quieren destituir a A como administrador. Los estatutos de la sociedad “X” establecen que, para destituir al administrador hace falta un acuerdo adoptado, al menos, por el 55% de los votos. Es decir, A está “blindado” porque, sin su voto, no se le puede destituir. ¿Cómo lo podemos hacer entonces?

La Ley de Sociedades de Capital permite el cese y nombramiento de administradores en el momento de la celebración de la Junta General, sin que conste previamente en su convocatoria o en el orden del día. Ahora bien, la ley también permite que los estatutos sociales impongan una mayoría reforzada para adoptar este tipo de acuerdo y es una práctica muy habitual para proteger al “socio-administrador”.

Concretamente, la Ley de Sociedades de Capital permite elevar la mayoría necesaria para cesar a los administradores hasta los dos tercios del capital social (66,66%) por lo que un socio administrador que posea el 33,5% del capital social, con el consentimiento de otros socios, podría blindarse para no ser destituido como administrador.

Ante esta situación se plantean varias posibilidades. La primera de ellas pasaría por tratar de modificar los estatutos para conseguir que estos acuerdos se adopten por mayoría simple y no por mayoría reforzada.

Si no encontramos el apoyo suficiente para modificar los estatutos, una segunda posibilidad sería instar el ejercicio de la acción social de responsabilidad (art. 238 LSC), que en caso de promoverse implica la inmediata destitución del administrador, sea cual sea la mayoría establecida para su cese (es decir, aunque se hubiera blindado hasta los dos tercios).

De esta manera, los socios B, C y D podrán o modificar los estatutos para “desblindar” el cese del administrador o bien, instar la acción de responsabilidad social por llevar a cabo una mala gestión.

Es evidente que las mayorías legales y reforzadas para la adopción de acuerdos en la sociedad limitada deben estudiarse con detenimiento y medirse adecuadamente en cada caso. Estaremos encantados de poder ayudarte a resolver tus dudas al respecto.

Leave a Reply